«Aprender a relacionarme con los caballos me llevó a transformarme y empoderarme»

Con motivo de la campaña Mujeres Inspiradoras del Mundo, os presentamos a Marta Cirera, quien guía a personas para que superen sus miedos y traumas con la ayuda de los caballos. Y lo hacemos gracias a Marta Vergés, nutricionista, chef y presentadora del programa Menja’t el món (La 2).

“Desde el minuto uno me di cuenta de que se trataba de una mujer con una determinación fuera de lo corriente. Me llamó la atención su gran apertura de mente y su coherencia entre lo que pensaba, lo que su corazón sentía y lo que hacía. Y así ha sido siempre. Si hay un adjetivo que caracteriza a Marta Cirera por encima de todos es el de valiente”, explica Marta Vergés, quien añade: “Ella no ha parado de formarse y de evolucionar, y ha tenido el coraje de cambiar su vida para seguir el camino de su corazón. Hoy vive como un día se propuso, en plena naturaleza cerca de Girona, con 5 caballos, 3 perros y 3 gatos. Y ayudando a las personas a tener una vida más plena a través del maravilloso trabajo que hace con sus caballos”, cuenta.

“Un día llevé a mis hijos a una clase de equitación y pasó algo muy sorprendente, un caballo llamado Cram, al verme, me empezó a seguir sin separarse de mí durante toda la actividad. A partir de ese día cada noche soñaba con él. Aparecía y me decía que aprendiera a montar. Así que me apunté a una hípica y comenzó todo”, nos dice Marta Cirera, para quien todos deberíamos volver a la naturaleza y a conectarnos a sus ciclos.

Soy una persona muy sensitiva y al empezar a relacionarme con los caballos me di cuenta de que ellos ven exactamente cómo eres. Estas totalmente desnudo ante ellos. No les puedes engañar”, explica. Y añade: “Por eso cuando consigues que hagan lo que tú les dices, como por ejemplo provocar que caminen hacia una dirección o que hagan o dejen de hacer algo, te hacen sentir fuerte. Trabajando con ellos descubrí que además de aprender a montar, ganaba confianza en otros aspectos de mi vida: el proceso de aprender a relacionarme con ellos me llevó a un plano más potente, el de transformarme y empoderarme”.

“Era algo muy curioso y quería saber por qué pasaba. Un día llegaron a mis manos los libros de Linda Kohanov sobre la conexión con los caballos. Al leerlos por fin constaté lo que estaba experimentando. Seguí tirando del hilo hasta que encontré una escuela en Arizona donde trabajaban con los caballos desde esta aproximación. En ese momento yo apenas sabía montar y contaba con escasos recursos, pero me lancé a perseguir lo que sentía que era mi camino”, afirma Marta para quien el valor fundamental que guía sus actos es el coraje: el valor a seguir su corazón.

“El entrenamiento en esa escuela no fue nada fácil, los caballos me desmontaban toda mi fachada y me hacían ver que no era tan valiente como siempre había creído. Las sesiones me hacían pasar por todos los estados emocionales sin acabar de entender porque los caballos reaccionaban de una u otra forma según yo estaba emocionalmente cuando entraba a trabajar con ellos. Así que de nuevo afloraba mi curiosidad, necesitaba averiguar el porqué de su reacción y cómo gestionarla o nunca me podría dedicar a ayudar a otras personas mediante los caballos. Fue entonces cuando descubrí el trabajo de Somatic Experiencing, una terapia que trabaja sobre la gestión del trauma”.

Somatic Experience es un enfoque terapéutico basado en la observación de la naturaleza desarrollado por el Dr. Peter Levine, cuyo objetivo es la resolución y curación del trauma. “Cada sistema nervioso es único y gestiona lo que puede según esté más o menos afectado y sea más o menos flexible. Esta comprensión te permite trabajar con lo que hay por debajo del lenguaje corporal de cada uno. Es decir, te permite ver qué mecanismo hace que se disparen reacciones corporales como por ejemplo sentir un nudo en la garganta, adoptar una posición de agarrotamiento, tener una sensación de no poder respirar o sentir una presión en el pecho o un dolor de barriga… Todas estas señales me dan la pista y son la puerta para empezar a trabajar sobre el sistema nervioso y sus bloqueos”.

“Cuando una persona se coloca ante un animal tan intimidante como es un caballo, se conecta a su instinto y su sistema nervioso reacciona, en ese momento, sin que sea necesario que explique nada de lo que le pasa en su vida, con la técnica Somatic puedo leer a través de su lenguaje no verbal y hacer que la persona sea consciente de su reacción. Al ayudarle a sostener esa situación podemos probar otras posibles formas de reaccionar más sostenibles para que su sistema nervioso se descargue y desaparezca el bloqueo”, expone.

“Por ejemplo, si una persona ha crecido en un hogar donde sólo había peleas y gritos, para no escuchar los gritos y sufrir, aprendió a disociarse ante esa situación, así que en la vida a la mínima que en cualquier situación haya ruido, esa persona se desconectará para no sentir dolor; o si en algún momento de su vida alguien le ha hecho daño y al defenderse se ha marchado, es posible que en su vida salte a la mínima que le hagan algo porque esa reacción ha funcionado previamente. El sistema nervioso repite la estrategia que le ha sido útil. Pero esta estrategia puede llegar a crear limitaciones y bloqueos a la hora de relacionarnos y conectar con otros, y por lo tanto, puede impedir que tengamos una vida más plena”.

¿Alguna experiencia especial que hayas vivido? “El caso de una chica que desde muy pequeña había sufrido abusos de su padre. Ella era especialmente vulnerable a que se le acercara demasiado alguien. Cuando empezamos a trabajar con caballos y uno de ellos se le acercó intimidándola, la tuve que agarrar porque se medio desmayó. Su cuerpo había hecho lo mismo que había hecho durante 20 años cuando se le acercaba su padre: desconectarse para no sentir. Su sistema nervioso saltaba como un fusible”.

Entre muchos pacientes, Marta trabaja con los presos de la prisión de Girona. Y ha querido explicar esa labor en un documental. “Como es algo tan nuevo y diferente, pensé que reflejar la labor que hago con los presos de la prisión de Girona, y mostrar que se consiguen cambios y resultados trabajando con caballos en un ambiente tan difícil, puede ayudar a las personas a confiar y comprender el poder de trabajar con esta técnica”.

¿Qué mensaje darías a las mujeres del mundo?

Que crean en ellas mismas. Las mujeres son como los caballos, el día que se den cuenta de la fuerza que tienen, ¡fliparán! La feminidad es fuerza. La mujer tiene que romper con las creencias de que es la débil y tiene que ser protegida: la mujer se sabe sostener perfectamente. Y tiene que recuperar y creerse la parte intuitiva que tiene.

¿Qué mensaje darías a los hombres del mundo?

Les diría que tenemos que ir juntos de la mano

Un consejo para tus hijos. 

Que la vida es para disfrutarla.

Conoce a más Mujeres Inspiradoras del Mundo

2 thoughts on “«Aprender a relacionarme con los caballos me llevó a transformarme y empoderarme»”

  1. Humana , fantàstica, sensible , viva ,que mas se puede decir. Su trabajo es ciego a la vista però potente y fuerte en la.parte interior de la persona , un crecimiento personal que abarca una globalidad integra.

Deja un comentario:

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *